Cuando los “influencers” no son buenos para nuestra salud mental: las señales que debemos entender

Cuando los “influencers” no son buenos para nuestra salud mental: las señales que debemos entender

En este mundo en donde la tecnología se vincula con todo y el boom de las redes sociales acapara el mercado, los influencers son los más utilizados a la hora de destacar un contenido, marca, página, producto o estilo, pero hay que tener mucho cuidado, pues algunos pueden ser nocivos para nuestra salud mental.

¿Cómo un influencers puede ser perjudicial para nuestra salud mental? Una respuesta sencilla es que muchos siguen al pie de la letra lo que estos personajes comentan.

De esta manera, tienen poder sobre la audiencia e influencia sobre su opinión y pensamiento.

Por esto hay que tener mucho cuidado a la hora de seguir a una de estas personas, ya que podrían manipular nuestra percepción sin darnos cuenta, o peor, ser víctimas de los comentarios negativos o malos ejemplos que hace al respecto.

magina ser una chica delgada que tiene conflictos con aceptarse a sí misma, o alguien que no tiene la capacidad de comprar los atuendos de moda.

En este sentido, si un influencer, que se haya ganado la confianza de su audiencia, dice que la delgadez es mala o buena, además de darle un valor excesivo a la ropa, es posible que algunos se sientan frustrados.

Sin lugar a dudas esto puede ser un duro golpe a nuestra salud mental, lo que puede desencadenar depresión y otros trastornos.

Por esta razón te ayudaremos a detectar a esos influencers que es mejor no seguir.

Señales para detectar a influencers que pueden perjudicar nuestra salud mental

El primer rasgo negativo que podremos encontrar es a una persona que juzgue a quienes no comparten su opinión o no están abiertos a debates.

Para ellos, su visión debe ser la única “correcta” y no aceptarán intervención de terceros.

Algo que puede afectar nuestra salud mental es escuchar a una persona que siempre vea el lado negativo de las cosas, que sin importar el contexto en el que se hable.

Un mal influencer es aquel que no te hace sentir parte de un todo, es por ello que no vale la pena seguir a alguien cuyos comentarios, consejos u opiniones no se enfoquen en tu realidad, en lo que te rodea o en lo que te afecta, pues notarás que todo será ajeno a ti y te sentirás excluida en sus diferentes videos.

Lamentablemente hay influencers que pueden recurrir a la xenofobia, racismo, homofobia, discriminación de cualquier índole étnica o religiosa o pensamiento tóxico e imprudente.

Estos pueden ser los más peligrosos, pues pueden causar ira y depresión con cada uno de sus contenidos.

Lo mejor que se puede hacer en estos casos es simplemente dejar de seguirlos.

Pero si sientes que sus publicaciones atentan contra los derechos y las buenas costumbres, es tu deber reportar su contenido en la red social o medio de difusión como contenido nocivo.

Nuestra salud mental es muy importante y no podemos permitir que terceros nos afecten de alguna manera con comentarios, imágenes o videos que puedan resultar perjudiciales para nuestro estado de ánimo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s